Rox dice:

Ahí te va una mala noticia. ¿Sabías que la basura que generamos diariamente, como cajas, plásticos, latas, ropa, papel, celulares, pilas y bolsas, entre otras cosas, sigue contaminando aun en los tiraderos de basura? Y esto es porque los desperdicios generan gases y, para colmo, también contaminan la tierra sobre la que se encuentran.


Leo dice:

Siempre pensé que yo no tenía nada que ver con esas montañas de basura, pero resulta que cada persona, como tú y yo, tira más o menos 365 kilos al año. ¡Estamos hablando de un kilo por día!… ¡y la cifra sigue aumentando!

Rox dice:

Pero ahora va una buena noticia. Muchos de los desechos inorgánicos que llegan a los basureros pueden volverse a utilizar si antes se separan de los desechos orgánicos y los sanitarios, ya que llegan menos sucios y aún en buen estado.

Leo dice:

Pero, a ver, ya me confundí. ¿Entonces qué hago? ¿Guardo la basura? ¡Si no la saco, mi cuarto quedaría súper atiborrado en menos de un año, ¡y ni hablemos del olor! ¡Ugh! ¿Te imaginas si no pudieras sacar la basura de tu casa durante un mes?

Rox dice:

A ver, a ver… No todo tiene que ir a parar a la basura. Hay muchas cosas que puedes volver a utilizar y lo más importante es REDUCIR, o sea hacer menos basura. Una buena forma es comprando menos, pero hay muchas más formas de disminuir la cantidad de basura que generamos. ¿Quieres conocerlas? Checa: fansdelplaneta.com.mx/verde